lunes, 1 de junio de 2009

danger_danger

Llevo con dignidad mis canas (escasas) en las sienes, incluso la que ya aparece en el flequillo y que fue avista por primera vez hace pocos días. Las entradas familiares siempre han sido marca de la casa. Las patas de gallo me hacen cierta gracias. Además, sin responsabilidades familiares, uno puede dormir hasta las 12 sábados y domingos inclusive, con lo que el efecto merma considerablemente. Pero, pero, pero, tengo una arruga fuera de sitio, una arruga asimétrica, fea, fea, que me tiene preocupado. Y aunque la crisis me ha golpeado (a mi y a mi cuenta corriente) a biotherm tendré que recurrir, maldita sea. Tendré que revisar si las muestras que me facilita mi dependienta favorita aún no han caducado, y darme una sesión intensiva. Lo cuál me hace pensar en que en cuanto salgamos de este merdé algo voy a tener que hacer con la papada. Lo se, a veces soy patético. Y conste que iba a ser el título del post, pero yo el SM siempre lo he preferido light. Mantequilla o tulipán?

1 comentario:

José Montalvá dijo...

me mola el post, te ha salido niquelao...